Desayuno saludable. Combustible para un día equilibrado

Después de la noche, el cuerpo se encuentra en ayunas, por lo que el desayuno se convierte en algo básico. Sin el “combustible” que aporta el desayuno en forma de glucosa, el organismo quema las reservas de energía que posee para afrontar el día. Esto se traduce en:

  • Cansancio
  • Falta de concentración
  • Mal humor
  • Bajo rendimiento físico e intelectual

Un desayuno saludable debe aportar hidratos de carbono, fibra y las vitaminas y minerales que precisa el cuerpo. Un buen desayuno debe suponer entre el 20 y el 25

Alimentos básicos de un buen desayuno:

  • Lácteos: Como leche o yogur. Contienen proteínas de calidad, calcio, vitaminas A y D y del grupo B (sobre todo riboflavina B2)
  • Frutas: Enteras, en zumo… Enriquecen el desayuno con agua, hidratos de carbono, vitaminas, minerales y fibras.
  • Farináceos: Pan, Cereales, Galletas Integrales… Son ricos en hidratos de carbono que se transforman en glucosa, la energía que alimenta el cerebro y demás órganos. Además aportan fibras.

Esta farmacia ofrece un servicio de nutrición personalizado. Con previa petición de cita, nuestra dietista ofrece los siguientes servicios:

  • Seguimiento para pérdida de peso
  • Nutrición natural
  • Nutrición para pacientes con diabetes o colesterol alto
  • Recuperación post-parto
  • Nutrición para disminuir la celulitis
  • Atención en retención de líquidos y edemas
  • Tratamiento de hinchazón abdominal

Comentarios cerrados.